AT-TE

  • Afiliación:República Galáctica, Imperio Galáctico
  • Manufacturado:Ingeniería Pesada Rothana
  • Tipo:Caminante
  • Dimensiones:5.02 m de altura, 12.4 m de largo
  • Armamento:Cañones láser anti-personales, cañón de proyectiles pesado
  • Apariciones:Episodios II y III

Geonosis marcó el inicio del choque entre las fuerzas de la Confederación de Sistemas Independientes y la República Galáctica en el conflicto conocido como las Guerras Clónicas, uno de los más grandes conflictos bélicos que atravesó la galaxia. A pesar de que Dooku era conciente de las limitaciones militares de sus enemigos, la Confederación se vio sorprendida cuando aparecieron los soldados clones, acompañados por muchas naves y vehículos militares del recién formado Gran Ejército de la República. Entre los muchos elementos desplegados durante la Batalla se encontraba el Reforzador Táctico Todo Terreno, conocido como AT-TE, el primer vehículo militar en utilizar una configuración de desplazamiento basada en seis patas.

AT-TEs en Geonosis
AT-TEs en Geonosis

El AT-TE era un caminante de asalto táctico construido por Ingeniería Pesada Rothana, una subsidiaria de Kuat, para multiples propósitos. Era desplegado en misiones como transporte estándar o como elemento de ataque blindado para atacar instalaciones enemigas. El AT-TE, a su vez, era ideal para roles secundarios como el de proveer de protección a tropas terrestres, tanto como a vehículos más grandes y de desplazamiento mucho más limitado.

Muy pocos vehículos anteriormente, habían logrado el poder de fuego de un AT-TE. El arma primaria de este vehículo de asalto era un largo cañón de proyectiles montado en la parte superior en una torreta, diseñado para un atacar tanto a corto como a largo alcance. Entre las cargas que podía disparar estaban incluidos los “destroza bunkers”, proyectiles sensores de calor y cargas sónicas. El tremendo rango de alcance del cañón, le permitía destruir edificios, artillería o formaciones de tropas antes de que el enemigo pudiese reaccionar. Sin embargo, el artillero encargado de operar el arma principal no contaba con protección, por lo que estaba expuesto a un disparo bien colocado. Además, los disparos dirigidos a su cabina de transpariacero podían neutralizar al caminante.

Un AT-TE realiza un ascenso vertical
Un AT-TE realiza un ascenso vertical

Este cañón central estaba complementado por seis cañones anti-personales. Los cuatro montados al frente tenían como objetivo limpiar las zonas de despliegue de tropas antes de que los tripulantes del tanque desembarcasen; mientras que los dos posteriores protegían al AT-TE de alguna emboscada por la retaguardia. Cuando el AT-TE caía bajo ataque de unidades más pequeñas, las tropas eran responsables de defender los flancos del vehículo. Compartimientos para dos tropas estaban ubicados tanto en la parte frontal como posterior del vehículo, pudiendo llevar cada uno de ellos hasta diez soldados clones, los cuales eran transportados hasta las cercanías del terreno en cuestión.

Estaba propulsado por seis patas que lo levantaban a pocos metros del suelo, por lo que era vulnerable a las minas terrestres (característica que Kuat más adelante corregiría en el modelo del AT-AT). Además, al ser pesados, no podían desplazarse sobre terreno inestable o lodoso, problema que afligió a las fuerzas Republicanas durante la Batalla de Jabiim. Otra limitación de su diseño era que se desplazaba a una velocidad lenta, por lo que no tenían mucha capacidad evasiva. Pero le permitía movilizarse sobre terreno seguro, e incluso escalar superficies verticales. Cuando Anakin Skywalker y su padawan Ahsoka Tano fueron al planeta Teth para rescatar a Rotta el huttlet, tuvieron que llegar a un Monasterio B’omarr ubicado en un alto pilar rocoso. El bajo centro de gravedad que poseía el vehículo le brindaba una gran estabilidad a la hora de subir adhiriéndose a las paredes del risco abriéndose su camino hasta la cima.

Un AT-TE en la misión a Teth
Un AT-TE en la misión a Teth

Debido a su tamaño y complexión, el AT-TE requería una numerosa tripulación, la cual consistía en un piloto, un artillero y cuatro miembros soporte, los cuales operaban los cañones láser y servían como técnicos. Un séptimo tripulante controlaba el cañón de proyectiles desde una silla externa. La mayoría de los AT-TE, a su vez, llevaban un droide médico IM-6 a bordo.

El vehículo podía ser transportado a través del espacio a bordo de una serie de grandes transportes, pero requerían transportes especiales o naves de ataque para poder aterrizar en la superficie de un planeta. Durante las Guerras Clónicas, los caminantes AT-TE eran llevados a la atmósfera y a través de los campos de batalla en cañoneras de cargo LAAT/c, una versión modificada de la Cañonera Republicana que podía llevar un caminante y dejarlo rápidamente en medio de la batalla.

Luego del final de las Guerras Clónicas, Palpatine descontinuó muchos AT-TE para reemplazarlos por nuevos y mucho más destructivos vehículos. Aquellos AT-TE que no fueron destruidos tuvieron participación en los remotos planetas del Borde Exterior durante la Guerra Civil Galáctica. Debido a que cada AT-TE requería de una cañonera de cargo para su despliegue, muchos de estos vehículos permanecieron abandonados a su suerte.