Caza Estelar Droide Clase-Buitre

  • Afiliación:Federación de Comercio, Confederación de Sistemas Independientes
  • Manufacturado:Ingeniería Haor Chall, Armería Baktoid
  • Tipo:Caza estelar droide
  • Dimensiones:3.5 metros de altura
  • Armamento:Cañones blaster, lanzadores de torpedos de energía, misiles de droides sierra
  • Apariciones:Episodios I y III

Técnicamente denominado “Droide de Batalla Autopropulsado de Geometría Variable Mark I”, o simplemente Caza Estelar Droide Clase-Buitre, fue uno de los elementos bélicos más importantes utilizados por la Federación de Comercio, y luego por la Confederación de Sistemas Independientes durante las Guerras Clónicas, para ejercer su superioridad sobre el espacio.

Esquema de un droide buitre
Esquema de un droide buitre

El diseño y desarrollo estuvo a cargo a la compañía de Ingeniería Haor Chall; la cual había sido fundada por el fanático religioso conocido como Xi Char, un notable Xi-Charriano. Estos seres tenían una desmedida devoción con la perfección y la manufactura de alta precisión. Como resultado, se obtuvo un clásico diseño, de cuerpo compacto que representaba un pequeño objetivo para los cazas enemigos, una nave con múltiples emplazamientos para armas y una apariencia insectoide.

Como muchas de los elementos de las fuerzas utilizadas por la Federación de Comercio, éste era un vehículo droide, es decir, no tripulado. Estaba dotado de un cerebro droide con conexión a una Nave de Control Droide. Cada nave de guerra de la Federación de Comercio, llevaba dentro de ellas alrededor de 1 500 cazas estelares, por lo que contaban con una notable fuerza amedrentadora.

El buitre en su modo caminante
El buitre en su modo caminante

Podían alcanzar velocidades de hasta 1200 kilómetros por hora en la atmósfera de un planeta. Un caza estelar droide era capaz de realizar maniobras que pudiesen matar a cualquier piloto orgánico, pero carecían de la creatividad e improvisación de un ser vivo. A pesar de ello, estos eran capaces de responder de manera mucho más rápida que un piloto estándar, a cualquier ataque. Y estaban equipados con sensores de largo alcance para detectar inmediatamente a unidades enemigas aproximándose.

Mientras no se encontraban en vuelo, el droide se podía transformarse en caminante, apoyándose sobre sus alas compuestas que se abrían a manera de patas. En esta modalidad, era utilizado para patrullaje en tierra y como soporte de tropas. Esta caracterísitca particular le permitía desempeñarse tanto como caza estelar como unidad terrestre. De esta forma, el caza estelar droide podía desplazarse sobre superficies en gravedad cero, lo que les permitía ubicarse en la parte exterior del casco de naves capitales para ofrecerles protección. Cuando estaban estacionados en un hangar, podían flexionar sus componentes para realizar un auto-mantenimiento. Además, los buitres estaban programados para auto-destruirse en caso de que su nave de control fuese decimada.

El caza estelar droide cuenta con misiles
El caza estelar droide cuenta con misiles

Los droides buitre contaban con un inusual sistema de alimentación de combustible, utilizando concentrados de combustible sólido, lo que les dotaba de mayor propulsión. Pero esto también tenía su desventaja; ya que solo podían operar alrededor de 35 minutos seguidos, antes de verse obligados a reabastecerse. La Federación de Comercio resolvió este problema enviandolos en enjambres de forma rotativa. Otra de las falencias de estos droides era que tenían problemas en reaccionar rápidamente cuando eran blanco del fuego aliado, una debilidad que Mace Windu supo explotar en Haruun Kal y en la Batalla de Coruscant.

Los droides buitre, a su vez, eran capaces de comunicarse unos a otros de manera fluida a través de dispositivos de voz. Usualmente, eran reconocidos por una numeración alfanumérica de seis componentes, que consistía en las letras DFS, sucedida de cierta combinación, como se puede observar en los cazas DFS-1VR y en el DFS-4CT.

Emprendiendo vuelo en su modo de caza estelar
Emprendiendo vuelo en su modo de caza estelar

Comúnmente eran desplegados en grandes números, lo que les daba una abrumadora ventaja numérica en combate atmosférico y espacial sobre los enemigos que contaban con menos unidades. Su sistema de armamento consistía en cuatro cañones blaster, con dos por cada ala. Durante el vuelo estándar, las alas no se abrían del todo para ocultar sus cañones. Pero una vez entrados en combate, estas se desplegaban exponiendo sus armas listas para disparar. Adicionalmente, el droide llevaba dos lanzadores de torpedos de energía para debilitar a objetivos enemigos antes de ser acabados con una ráfaga blaster. En el modo caminante, el caza estelar solamente podía utilizar sus lanza-torpedos, ya que sus cañones estaban situados en sus patas apuntando hacia abajo.

El caza estelar droide sufrió un riguroso periodo de prueba antes de ser lanzado en la invasión a Naboo, en el año 32 ABY. Participaron en escaramuzas con piratas Degan en el Sector Elrood; además de ser responsables de acabar con las fuerzas del pirata Nym en Lok. La primera vez que los Naboo se enfrentaron a estos droides fue cuando los pilotos del Echo Flight, liderados por Essara Till, batallaron contra ellos durante un asalto a la Estación TFP-9, no mucho antes del asalto a Naboo. Cuando se dio la batalla de Naboo, lucharon contra los Cazas Estelares N-1 de los Naboo que buscaban inhabilitar la nave de control de droides sobre la órbita del planeta. Estos serían desactivados y neutralizados cuando Anakin Skywalker destruyó la Nave enemiga.

Un buitre se enfrenta a Ahsoka
Un buitre se enfrenta a Ahsoka

Después de la batalla, estos cazas estelares fueron comandados por Raith Sienar como parte de la Flota de Defensa de la Federación de Comercio, al lado de las fuerzas de la República, durante el ataque al planeta viviente Zonama Sekot. Estos también formarían parte de la fuerza enviada por la Federación de Comercio para destruir el Outbound Flight, pero fueron neutralizadas gracias a la intervención de un Chiss, conocido como Thrawn; quien logró bloquear completamente la señal de control a la cual eran dependientes y dejarlos inoperativos. Éstos a su vez, vieron acción durante la ocupación al sistema Karthakk por parte de la Federación de Comercio.

Durante las Guerras Clónicas, cuando la federación de Comercio apoyó a la causa Separatista, muchas de sus fuerzas de cazas fueron pintados con marcas de la Confederación de Sistemas Independientes, a pesar de que a muchos se les vio en los tramos medios y finales con el color marrón característico previo. Durante este tiempo, fueron mejorados dotándoseles de lanzadores de misiles que contenían droides sierra. A su vez, otros fabricantes, como la Armería Baktoid, también produjeron este modelo, obviamente basándose en el diseño Xi-Charriano. Éstos fueron desplegados por la Confederación de Sistemas Independientes contra las fuerzas de la República en innumerables batallas, incluyendo Geonosis, Teth y Coruscant; a pesar de que había un sustancial uso de otros cazas como el Caza Estelar Geonosiano o el Tri-Caza Droide.

Los droides buitre sobrevuelan Teth
Los droides buitre sobrevuelan Teth

A pesar de las mejoras realizadas y de su gran desempeño de vuelo, no representaron un mayor reto para los experimentados pilotos Jedi, entre los cuales podemos mencionar la participación de Anakin Skywalker en la Batalla de Terra Sool. También durante el ataque droide a la capital de la Galaxia, Coruscant, Mace Windu fue capaz de montar un droide buitre, manipulando sus conexiones craneales. Se sabe también que el General Grievous, muchas veces los utilizó para ataques suicidas con el fin de crear caos, haciéndolos actuar como kamikazes sobre blancos civiles. Con la desactivación de las fuerzas droides por parte de Darth Vader tras la aniquilación del Concilio Separatista, la mayoría de estas naves salió fuera de operación.

Años después de las Guerras Clónicas, los droides buitre fueron utilizados por Gizor Dellso para proteger sus instalaciones en Mustafar. A pesar de ello, el Imperio Galáctico descubrió su plan y las tropas de la Legión 501ra infestaron el planeta, destruyendo las naves orbitales de defensa y las instalaciones. Posteriormente, algunos droides buitre continuaron en uso por ciertos grupos de traficantes en escaramuzas menores.