Cody

  • Afiliación:República Galáctica, Imperio Galáctico
  • Origen:Kamino
  • Especie / Genero:Humano / Masculino
  • Altura:1.83 metros
  • Armas:Rifle Blaster, Pistola Blaster
  • Transporte:Nave Cañonera
  • Apariciones:Episodio III

El Comandante Cody, conocido también como la unidad 2224, era un leal soldado clon que sirvió a la Gran Armada de la República, durante las Guerras Clónicas. Cody estaba bajo el mando del General Obi-Wan Kenobi y sirvió junto a Anakin Skywalker también en una serie de campañas tales como Christophsis y Cato Neimoidia.

La unidad 2224 fue parte de un avanzado programa de entrenamiento de comandantes, liderado por el ARC Trooper identificado como Alpha. Diferente a los protocolos educacionales Kaminoanos, este régimen se basaba en la independencia para discernir entre lo correcto o no, sin cometer insumisiones. Además de ello, se promovía la creatividad al momento del combate y se permitía a los clones a tener un nombre, como premio al mérito. En un inicio los Kaminoanos se mostraron renuentes a esta situación de los nombres, decían que solamente crearía trastornos en el comportamiento de un soldado, por el cual ellos se preocupaban que fuera igual para todos; pero gracias a los esfuerzos de los clones individualistas como Alpha, unidades como 2224 pudieron retener sus propios nombres

El Comandante Cody acompañando a su General, Obi-Wan Kenobi
El Comandante Cody acompañando a su General, Obi-Wan Kenobi

La ruta del deber de Cody incluye una serie de campañas alrededor de la Galaxia. El lideraba el Batallón de Ataque 212, y estaba cómodo ya sea liderando grandes unidades o pequeños destacamentos de ataque. Dentro del equipamiento de, Cody se puede mencionar una mochila cohete, una especie de cohetes impulsores similares a los que usaban los Fett, para liderar a sus unidades de élite a través de maniobras aéreas.

Cabe recalcar también la participación del Comandante Cody en la batalla de Christophsis, en donde junto al General Obi-Wan Kenobi, Anakin Skywalker y el Capitán Rex, formaron la resistencia contra las fuerzas separatistas lideradas por el General Whorm Loathsom. Finalmente las fuerzas de la República vencerían con la ayuda de la nueva padawan de Skywalker, Ahsoka Tano. La República lograría la victoria y Loathsom sería apresado, pero la historia no concluiría ahí. Una serie de eventos seguidos, llevarían a Cody hasta el planeta Teth, en donde acudiría junto a los refuerzos, para salvar a Skywalker de una emboscada separatista dirigida por la Jedi Oscura Asajj Ventress, quien pugnaba por asesinar al hijo de Jabba el Hutt, como parte de toda una estratagema separatista. A pesar de la gran cantidad de bajas, las fuerzas de Cody lograron llegar a tiempo para salvar al Capitán Rex y hacer huir a los separatistas.

Posterior a la destrucción del Malevolencia, e iniciada la búsqueda del General Grievous; Cody junto al capitán Rex, fueron encomendados en una misión de reconocimiento que comprendía inspecciones a los puestos de vigilancia de la República, ubicados en el Borde Exterior. Así pues a bordo de su lanzadera de ataque clase-Nu, ambos recorrieron una serie de puestos de vigilancia, con el objetivo adicional de encontrar cualquier rastro que los pudiese llevar al paradero del General Grievous. Cody estaba en frecuente contacto con el General Kenobi, a quien le reportaba progresivamente los avances de su misión. Cuando ambos arribaron a las inmediaciones de la luna Rishi, en las inmediaciones del planeta Kamino, algo extraño notaron en la transmisión con el centro de comunicaciones de la estación. Una vez que aterrizaron en la plataforma de la estación, fueron recibidos por un soldado; el que creo muchas dudas en Cody y especialmente en Rex, debido a su extraño proceder y a la alerta de una bengala que provenía de los sobrevivientes al ataque inicial de los droides, quienes se encontraban a un lado de la plataforma. Rápidamente Rex dedujo que era un droide comando, ataviado de la armadura de un clon. Rex lo liquidó de un disparo en la cabeza, ante la atónita mirada de Cody.

La estación había sido invadida por los droides comando separatistas, quienes inmediatamente arremetieron contra el Comandante y el Capitán, destruyendo su nave y obligándolos a huir de escena utilizando unos cables y descolgándose a los niveles inferiores por uno de los bordes de la plataforma. Ya en los niveles inferiores se encontrarían con los tres soldados sobrevivientes: Echo, Fives y Hevy. Tras lidiar con una anguila rishi, el nuevo equipo se dirigiría a la estación para retomarla. Cody era conciente que el plan de Rex era muy arriesgado pero aún así procedieron. Burlando a los droides de la entrada y demostrando gran habilidad de combate, el nuevo grupo logró recuperar la estación sin baja alguna.

Cody recibe la orden de eliminar a Obi-Wan
Cody recibe la orden de eliminar a Obi-Wan

Los refuerzos separatistas no tardarían en llegar y la señal de “todo despejado” no podía ser deshabilitada para recurrir a los refuerzos. Así pues el comandante llegó a la conclusión que ante tal peligro, la estación debía de ser destruida y así podrían alertar la tentativa invasión a Kamino de parte de los Separatistas. Utilizando tibanna líquido que había dentro de tres droides plank, Rex confeccionaría una bomba, mientras que Cody junto a Hevy le darían la bienvenida a los invasores. Y así fue, solo que el control remoto de la bomba no funcionaba adecuadamente. Hevy se quedó para reparar el daño, mientras que el Comandante Cody y sus demás hombres huirían por un ducto de ventilación. Grande fue la sorpresa de Cody cuando Hevy le comunicó que accionaría el detonador manualmente, sacrificando su vida. Cody y sus hombres intentaron volver pero ya era demasiado tarde, Hevy hizo estallar la estación con él dentro. Inmediatamente la flota de la República llegó alertada por el cambio de la señal. Dos LAAT/i llegaron al rescate de los sobrevivientes. Más tarde en una ceremonia, Echo y Fives serían condecorados por los Jedi, en una ceremonia en la cual Cody estaría presente, para hacerles notar a los novatos el valor de su contribución.

El rumbo de la guerra llevaría a Cody a una serie de campañas dentro de las cuales se pueden mencionar las campañas de Rendili, Koorivar, Cato Neimoidia, Maramere y Boz Pity. A su vez, con el transcurrir de la guerra, Cody desarrolló una estrecha amistad con Kenobi, con quien continuamente intercambiaban bromas. Cody acompañó a Kenobi en la misión a Utapau con el fin de acabar con las fuerzas separatistas lideradas por el General Grievous, brindándole el apoyo al General Jedi para hacer frente al destacamento droide que había tomado el planeta.

El General Grievous fue derrotado por Obi-Wan, mientras que Cody y sus hombres ya habían casi terminado con todas las fuerzas separatistas. Cody era servil a las órdenes de la República, y cuando la Orden 66 fue dada, por el propio Canciller Supremo Palpatine, el clon no dudó. La Orden 66 declaraba a Kenobi como enemigo de la República, y requería su inmediata ejecución. Sin dubitación y a sabiendas que su deber para con la República estaba delante de todo, Cody ordenó a su comando abrir fuego contra su antiguo General y amigo. Kenobi quien se encontraba a bordo de un varactyl conocido como Boga, cayó desde lo alto de uno de los fosos de Utapau, hasta las profundidades del mismo. A pesar de la búsqueda, Cody no encontró el cuerpo de Kenobi, quien nunca más volvió a ver a su amigo. El Comandante Cody seguiría sirviendo al Imperio Galáctico una vez que Palpatine fuese nombrado Emperador.