Guardia de Coruscant

  • Afiliación:República Galáctica
  • Apariciones:The Clone Wars

Los soldados clones de armadura blanca, negra y roja, eran quienes formaban la afamada Guardia de Coruscant, uno de los entes de la República de mayor prestigio dentro de la Armada (sino el más prestigioso de todos). Durante las Guerras Clónicas, el Comandante Fox era quien estaba al mando de la Guardia de Coruscant, la cual estaba formada por una selección sobre la élite de los mejores soldados clones. Este destacamento tuvo la ardua tarea de proteger al Supremo Canciller y a los miembros del Senado Galáctico, cumpliendo cabalmente con su labor encomendada. Ellos cumplían el rol de salvaguardar la ley y el orden en la capital de la República.

Fox y sus hombres hacen una redada en el edificio de Ziro
Fox y sus hombres hacen una redada en el edificio de Ziro

Su centro de operaciones y territorio de injerencia directa era Coruscant, pero en sendas ocasiones eran asignados a algunos planetas seleccionados para labores específicas que involucrasen al Canciller o a miembros del Senado. Bajo los emergentes poderes de Palpatine, la Guardia de Coruscant obtuvo la facultad de penetrar cualquier instalación, arrestar a cualquier ciudadano y de otra manera localizar y detener sospechosos de subversión y agentes Rebeldes. Estas tropas raramente se les veían envueltos en alguna batalla y estaban dirigidos más a labores tipo policiales.

Su armadura tricolor, era ligera pero estratégicamente fortificada en zonas claves, brindándole una excelente protección en contra de ataques físicos. Su sofisticado casco de batalla estaba dotado de avanzados sensores que le permitían al soldado operar efectivamente en la completa oscuridad. El casco a su vez incluía un comlink que conectaba al soldado con los otros miembros de la Guardia. Un software de rastreo le permitía al líder o comandante, conocer acerca del estado de sus tropas todo el tiempo. El casco del comandante de la unidad, poseía un dispositivo de voz, que le mostraba las posiciones de sus tropas de acuerdo a sus eventuales requerimientos.

La Guardia de Coruscant intercepta a Bane en el Senado
La Guardia de Coruscant intercepta a Bane en el Senado

Adicionalmente a sus pistolas blaster, la Guardia de Coruscant utilizaba rifles Merr-Sonn, un arma estándar para control de masas y supresión de revueltas. El arma tenía una serie de variaciones de poder; este podía ser ajustado como arma letal o como carga de incapacidad, una vez fijado el blanco. Algunos Guardias, también llevaban consigo el Rifle Supersor Merr-Sonn R-88, el cual podía combinar la efectividad de un blaster con el poder destructivo de una granada de concusión.

Con el estallido de las Guerras Clónicas, el líder de los separatistas, el Conde Dooku había puesto un precio sobre cualquier miembro del Senado que sea capturado vivo. Una jugosa recompensa sería cobrada por cualquiera que secuestrase a algún senador. Esto hizo que algunos caza recompensas se dirigiesen a Coruscant a pugnar por obtener aquello; aunque era raro observar a un caza recompensas por las calles de Coruscant. En un intento de secuestro a la senadora Shayla Paige-Tarkin por parte de un trandoshano, llamado T’doshok; fue la gran destreza, conocimiento y efectividad del líder de la Guardia de Coruscant las que pudieron evitar que aquello suceda; apresando finalmente al caza recompensas quien por muchos medios intentó huir sin lograr su fin. Esto fue como una advertencia de que Fox y sus hombres estaban presentes ante cualquier cosa que atentara contra la tranquilidad de los personajes políticos más poderosos de la Galaxia.

La Guardia de Coruscant, otra vez liderada por el Comandante Fox, y con la ayuda del droide de protocolo conocido como C-3PO, fue quien intervino el palacio de Ziro el Hutt, cuando la Senadora Padmé Amidala fue capturada por el señor del crimen, también durante las Guerras Clónicas. La oportuna intervención de Fox y sus hombres, permitieron develar el complot de Ziro, quien estaba aliado con el Conde Dooku, para secuestrar y asesinar al hijo de Jabba el Hutt, Rotta. Ziro fue detenido por la Guardia y la Senadora fue rescatada, mostrando una vez más la efectividad de este destacamento de élite.