R3-S6

  • Afiliación:República Galáctica, Confederación de Sistemas Independientes
  • Fabricante:Industrial Automaton
  • Dimensiones:0.6 m de altura
  • Equipo:Apéndice de interfase, herramientas astromecánicas
  • Armamento:- ninguno -
  • Transporte:Resoluto, Twilight, Caza Estelar Jedi
  • Apariciones:Universo Expandido

R3-S6 era un droide astromecánico de la serie de droides R3, el cual había sido dotado de un domo similar a un droide de la serie R2. Este droide fue utilizado por la Flota de la República durante las Guerras Clónicas después de la desaparición de R2-D2. Ahsoka Tano lo apodaba “Goldie” o “Doradito” de manera afectuosa. Pero Anakin Skywalker, más renuente a aceptarlo, le llamaba “Stubby” o “Gordito” como muestra de su disconformidad con el droide. Durante el corto tiempo de servicio, el pequeño droide cometería constantes errores que pusieron en aprietos a sus acompañantes, por negligencia o por algo más.

Goldie presentado por Ahsoka
Goldie presentado por Ahsoka

Después de que R2-D2 se perdió durante una misión en Bothawui, Goldie fue asignado como un reemplazo ante la necesidad de tener un droide astromecánico que ayudara a Anakin en la astronavegación, mientras buscaba a R2. Ahsoka trataba de hacer sentir bien a ambos esperando que Anakin pudiera aceptarlo. Así pues, el nuevo droide acompañaría a Ahsoka y Anakin en el Twilight para revisar las inmediaciones de Bothawui, donde se había librado la batalla con la flota del General Grievous, en busca de R2. El caza estelar de Anakin fue encontrado, pero sin su droide astromecánico en ella. En las inmediaciones, se toparon con la Vulture’s Claw; una nave Trandoshana que le pertenecía a Gha Nachkt, quien recuperaba restos que quedaban de la batalla

R3-S6 y los dos Jedi abordaron la nave del Trandoshano y se encontraron frente a frente con él. Gha Nachkt, negó tener algún droide R2, aunque se mostró interesado por R3, a lo cual Ahsoka se negó rotundamente. Ante la insistencia y los créditos mostrados por Anakin les permitió que inspeccionen en su área de carga. Allí, Anakin le ordenó abrir una compuerta, por lo que Goldie se conectó a través de su apéndice de interface. Sin embargo, no atinaba a cumplir las indicaciones que se le hacía. Tras prender las lucas, accionó a un par de droides asesinos IG-86, los cuales arremetieron contra los Jedi. Anakin y Ahsoka lograrían salvarse, pero R3 recibiría una reprimenda de parte de Anakin. El grupo abandonaría la nave del trandoshano sin obtener nada.

R3 cumpliendo su papel
R3 cumpliendo su papel

Ante la insistencia de Ahsoka, Anakin aceptaría luego que R3-S6 lo acompañara a bordo de su caza estelar Jedi en una misión de reconocimiento. Al emerger del hiperespacio, Anakin le ordenó a Goldie activar los escaners de largo alcance, pero el droide activó el dispositivo de rastreo de largo alcance. Ello le permitiría al General Grievous, quien se mostró complacido al ver que había caído en su trampa. Tras conocer la ubicación de Anakin, dos fragatas clase-Munificente aparecieron frente a él. Un grupo de cazas estelares droides buitre arremetió contra Skywalker. Una serie de errores de parte de R3, pondrían en peligro la vida del Jedi, lo que molestaría de sobremanera a Anakin. Primero, desprendió el anillo de hiperpropulsión, el cual fue destruido por el fuego enemigo. Esto canceló toda posibilidad de escape para el Jedi. Para su suerte, Ahsoka y Rex llegaron para salvarlo a bordo del Twilight. Luego de la desastrosa performance de R3-S6, Anakin ahora estaba mucho más convencido de que debía encontrar a R2.

El espía Separatista
El espía Separatista

Más adelante, saldría a la luz que todas aquellas fallas durante la misión no eran hechos fortuitos ni desperfectos en el funcionamiento del droide. Goldie era un espía Separatista, sembrado por los agentes de la Confederación en la Gran Armada de la República. Todas las acciones del droide astromecánico habían sido intentos de asesinato contra la vida del Jedi. Luego del rescate de R2 de la estación Skytop, R2-D2 y R3-S6 se enfrentaron en un duelo.