The Clone Wars: Capítulo 1-02 Rising Malevolence

Resumen Comentario Datafiles Galeria
  • Temporada: 1
  • Capitulo: 2
  • Estreno: 03/10/08
  • Guión: Stephen Melching
  • Dirección: Dave Filoni

"Creer no es cuestión de elegir, sino de tener convicción"


Resumen

La República es tomada por sorpresa. Varios de sus cruceros han sido destruidos en diferentes sistemas por una misteriosa arma Separatista. En medio de la preocupación, la Orden Jedi ha enviado al Maestro Plo Koon a bordo de la nave Triunphant para darle cacería.

Luego de cierto tiempo, el Maestro Jedi logró perseguir hasta el sistema Abregado a la gigantesca nave al mando del General Grievous: el Malevolence. El Maestro Koon encuentra prudente reportar su ubicación antes de enfrentar a los Separatistas; por lo que contacta a Anakin Skywalker y a su padawan Ahsoka Tano, quien se encuentra junto con sus tropas en el Sector Bith. Koon le solicita refuerzos para proceder a atacar el objetivo, pero Skywalker sabe que debe pedir autorización por parte del Consejo Jedi.

Plo Koon se comunica con Anakin y Ahsoka
Plo Koon se comunica con Anakin y Ahsoka

En ese instante, en el Malevolence, el General Grievous es alertado de la presencia de las naves Republicanas y el Conde Dooku ordena que interfieran sus comunicaciones. Anakin no puede escuchar el reporte completo de Plo Koon. Luego, Anakin y Ahsoka se dirigen a la sala de comunicaciones para establecer contacto con Coruscant, donde el Canciller Supremo Palpatine y los Jedi Mace Windu, Obi-Wan Kenobi y Yoda comparten una conversación sobre los acontecimientos ocurridos en torno a la nave Malevolence, la cual ha perpetrado devastadores golpes sin aparentes sobrevivientes ni testigos; razón por la cual no tienen idea de a qué se enfrentan. Anakin les informa de la situación reciente acerca de encuentro entre la flota del Maestro Plo Koon y la nueva arma Separatista hasta que se interrumpió la comunicación.

En el Triunfante, el oficial Wolffe le indica que el Malevolence se dirige hacia ellos. Plo Koon ordena abrir fuego, pero aún se encuentran fuera del rango efectivo. Entonces, de la gigantesca nave Separatista, sale disparado un enorme campo de energía. Las naves Republicanas son tomadas por sorpresa, el inmenso rayo iónico las cubren por completo desactivando todos sus sistemas de armas y defensa; dejándolas sin la más mínima protección. Luego, y casi sin la más pequeña interrupción, el Malevolence empieza el incesante disparo de sus cañones contra sus enemigos, destruyendolos uno por uno. Sabiendo que la batalla está perdida, Plo Koon ordena abordar las cápsulas de escape antes de que fuera muy tarde. Cuatro de éstas logran expulsarse, pero una es destruida por los ecombros. Grievous está satisfecho por la prueba exitosa, pero Dooku es conciente de que deben mantener su posición secreta, por lo que ordena desplegar al cazador de cápsulas para eliminar a los sobrevivientes.

Ahsoka interrumpe la conversación
Ahsoka interrumpe la conversación

Anakin reporta que no detectan la señal de rastreo de la flota de Plo Koon, por lo que suponen que ha seguido el mismo destino que las otras flotas destruidas por el temible arma Separatista. Los Jedi dan por muerto a Plo Koon y Yoda considera que deben hacer todos los esfuerzos necesarios para no permitir nuevas bajas en el ejército de la República. Ante la preocupación de no poder seguir perdiendo más naves, Skywalker es comicionado a escoltar los transportes de suministros. Al ver que han dado por muerto a su amigo, Ahsoka interrumpe la conversación y les pide continuar con la búsqueda, ya que es probable que sigan con vida. Esto disgusta a Anakin, quién concluye la comunicación, tras lo cual le llama la atención de su padawan, indicándole que hay protocolos que debe respetar. Así, Anakin ordena al Almirante Wullf Yularen desplegar la flota para aumentar su área de acción, lo cual es algo riesgoso ante la presencia del arma Separatista. Después, Anakin, Ahsoka y R2-D2 abordan el Twilight.

Plo Koon y los clones Wolffe, Sinker y Boost se encuentran en su cápsula de escape tratando de restaurar la energía. Su situación es grave: no tienen comunicaciones, propulsión o recarga del sistema de soporte vital. Sin embargo, no sólo deben luchar por la falta de aire, sino por el pesimismo y el temor a ser abandonados, pues estratégicamente no tiene sentido preocuparse por ellos. A esto, el Maestro Jedi comparte su apreciación, instando a sus hombres a valorarse a sí mismos y confiar en que la ayuda llegará; por lo que deben trabajar juntos para sobrevivir. En ese momento, Wolffe logra hacer contacto visual con una cápsula cercana, pero sin comunicación no pueden contactarse entre ellos; por lo que Plo la hace girar usando la Fuerza. Sin embargo, se decepcionan al ver que nadie está vivo; lo que significaba que no estaban solos.

Una vez salidos del hiperespacio, Ahsoka le dice q R2 que module los sensores en alerta para la presencia de la misteriosa arma. Sin embargo, Anakin le ordena que rastree formas de vida; por lo que Ahsoka se da cuenta de que estaban en el sistema Abregado. Una cosa es hacer lo que dice el Consejo; pero otra diferente es que estén a punto de hacerlo. Anakin es conciente de que hay vidas en peligro y que no pueden darles la espalda. A pesar de que esa era la idea inicial de Ahsoka, Anakin le responde que la manera como la presentó no fue la correcta.

Droides de batalla especialmente equipados
Droides de batalla especialmente equipados

De vuelta en la cápsula, los clones han logrado restablecer la energía, tras lo cual, reciben el pedido de auxilio de otra cápsula tripulada por dos oficiales siendo atacada por los cazadores. Droides de Batalla especialmente equipados abren el visor de la cápsula y sus ocupantes salen despedidos por el espacio y mueren asfixiados inmediatamente. Las cosas se han tornado peor para los sobrevivientes.

Anakin sobrevuela el Sistema Abregado en busca del Maestro Koon pero no tiene suerte. Anakin percibe la preocupación de su padawan y le pregunta cómo conoció al Maestro Plo, a lo que responde que fue él quien la llevó al templo Jedi. En eso, reciben la comunicación de Obi-Wan Kenobi, quien ya está al tanto de que no se encuentra con su flota. Obi-Wan le pregunta si ha tenido suerte con su búsqueda, pero Anakin le dice que no, razón por la cual Obi-Wan insiste en que deben regresar y reunirse con la flota. Repentinamente, R2 detectó una señal de emergencia, por lo que comienzan a buscar a los sobrevivientes.

Pronto, los cazadores se dan cuenta de la presencia de la última cápsula. Plo Koon decide salir al espacio a luchar, ordena a Sinker y Boost a ponerse su casco para que lo acompañen; mientras que al oficial Wolffe le pide que continúe tratando de hacer contacto. Los droides de la cazadora inician el ataque al pod pero encuentran al Jedi listo para pelear. Los droides activan las tenazas de su transporte para despedazas la cápsula, mientras que el interior Wolffe logra escuchar a Ahsoka. Si la señal es destruida, será su perdición total.

Sabiendo que no pueden sostener más daño, Plo usa la Fuerza para lanzar a Sinker en una mejor posición para dispararle a sus enemigos. Al mismo tiempo, Koon logra destruir las tenazas de la nave cazadora, la cual flota ala deriva hasta estrellarse con un escombro, tras lo cual sólo les queda esperar por ayuda. La pérdida de su señal alerta a los tripulantes del Malevolence de la presencia de sobrevivientes. Dooku le dice que no pueden comprometer el secreto del arma Separatista y se dirigen hacia el mar de escombros.

En Coruscant, discuten los últimos acontecimientos
En Coruscant, discuten los últimos acontecimientos

En Coruscant, Palpatine, Yoda, Windu y Obi-Wan siguen conversando acerca de la situación; a lo que Obi-Wan reporta que Anakin tomó la decisión por su cuenta de dejar temporalmente su flota e ir al sistema Abregado con su padawan. Inmediatamente, el Canciller contacta a Anakin y le insta a desistir de su búsqueda. Palpatine le dice que en el Concilio están furiosos y le pide que regrese a su puesto. Anakin inicia el retorno, pero Ahsoka, gracias a su lazo cercano con su amigo, logra sentir su presencia y toma el mando de la nave. Pronto, encuentran enganchar la cápsula y llevarla al interior del transporte.

El Maestro Koon cae rendido junto a los clones, quienes son auxiliados por el droide médico 2-1B. Sin embargo, no pudieron encontrar a más sobrevivientes. En la cabina, Plo Koon les informa de la amenaza a la que se enfrentan: un cañón de iones; el cual puede inhabilitar los cruceros de batalla. Repentinamente, los sensores detectan una gigantesca nave, por lo que Plo desconecta todos los sistemas de energía para no ser ubicados, incluyendo a R2. Sin embargo, se habían olvidado de desactivar al droide médico, por lo que fueron detectados por el Malevolence. Ante esto, tuvieron que reconectar la energía para emprender un apresurado escape, mientras que la nave Separatista alista su arma priomaria..

Ahsoka le ordena a R2-D2 preparar la nave para el salto al hiperespacio; mientras Anakin pilotea el transporte a través de los restos. Grievous ordena abrir fuego y el gigantesco rayo sale en busca de su nueva víctima. Afortunadamente, las habilidades de Anakin les permiten escapar y saltan a la velocidad luz y escapar del campo de energía. Dooku se retira furioso del Malevolence para reportar los acontecimientos a Darth Sidious, mientras Grievous espera por venganza.

De vuelta en su flota, Anakin recibe el agradecimiento de Wolffe a nombre de los clones por haberlos salvado. Plo Koon se acerca y le dice que deben informar al Concilio. Anakin llama a Ahsoka, ante lo cual ella se sorprende al creer que aún sigue furioso por la interrupción que provoco en la comunicación inicial, pero Anakin reconoce que Ahsoka ha sido muy acertada; además que debe llevarla para que cargue con algo de la culpa ante el Concilio.

Comentario

Rising Malevolence es la primera parte de tres dentro de la saga del Malevolence. Por ello, tiene la misión de mostrar el poder que esconde esta nave y el factor sorpresa que ha provocado la preocupación de la República. En ese sentido, el Malevolence tiene una primera aparición impresionante al destruir al Triunfante y sus dos escoltas con casi ninguna oposición. Esto deja a los espectadores con la intriga de saber cómo se solucionará semejante problema en los capítulos subsiguientes y da paso a la presentación del Maestro Jedi Plo Koon.

Del Maestro Koon tenemos información relacionada con sus pequeñas apariciones en los 3 primeros Episodios de los filmes y otras referencias provenientes del Universo Expandido, específicamente de La Guerra Hiperespaccial Stark. Con respecto a esto podemos decir que se respeta lo que se sabía de Plo Koon, con la diferencia de que, en este caso la televisión, es un medio de mayor alcance que los comics, siendo esta historia entonces una buena oportunidad para que la mayoría pueda conocer al gran Maestro Jedi.

Plo Koon y sus clones
Plo Koon y sus clones

Por el lado de los clones, distinguimos diferencias en el trato de las personalidades del oficial Wolffe y los soldados Sinker y Boost. Wolffe se comporta como un eficiente oficial mientras Sinker es el del sentido del humor ácido con ligeros toques de fatalismo y pesimismo. Boost, por su parte, se muestra práctico y atento con su misión. En medio de estas diferencias, Plo Koon logra mantener la calma y algo de esperanza en los soldados ante una situación que se muestra complicada a medida que van descubriendo nuevos peligros a su alrededor.

El capítulo nos ofrece también secuencias curiosas con el comportamiento de los droides de la nave cazadora, cuya obvia frialdad contrasta con el comportamiento de los oficiales clones momentos antes de morir asfixiados en el espacio, esta frialdad propia de una maquina rosa lo macabro cuando uno de los droides se dirige tarareando una canción hacia sus nuevas víctimas. Esto produce un resultado interesante que le da un respiro a la extraña idea de mostrar a los droides como seres caricaturescos y que siendo este el episodio 2 de la serie empieza a preocuparnos.

Por lo demás, la presencia tangencial de Anakin y Ahsoka no desentonan ni opacan en el capítulo y se aprovecha para deslizar algunos detalles del pasado de Ahsoka cuando recuerda que el Maestro Plo Koon fue quien la llevó al Templo Jedi. Finalmente, Obi-Wan Kenobi tiene una pequeña participación pero necesaria como intermediario entre Anakin y el Concilio Jedi, curiosamente Anakin lo llama Maestro y deja aún mas dudas sobre ciertos problemas de continuidad de la serie que esperamos ver aclarados pronto.

Datafiles


Galería

El Maestro Yoda se dirige a Rugosa, la Luna Coral, como un punto neutral para iniciar negociaciones con Katuunko, Rey de Toydaria, y obtener la posibilidad de instalar una base de la República en Toydaria. El rey llega con sus dos escoltas a la luna a bordo de su transporte, el Ojo del Ladrón; pero se extrañan al no encontrar rastro de la delegación Republicana. Entonces, Katuunko recibe la visita inesperada de Asajj Ventress, quien se presenta en nombre del Conde Dooku e inicia la comunicación con el líder Separatista. Dooku saluda cortésmente a Katuunko y se entromete aifmrando que tiene conocimiento del ofrecimiento de la República, a lo que Katuunko le responde reconociendo la labor de sus espías. Dooku con plena seguridad le dice que los Jedi nunca podrán protegerlo puesto que no pueden protegerse a sí mismos.

Asajj se infiltra en Rugosa

Mientras en el espacio y cerca de Rugosa, el transporte que lleva al Maestro Yoda junto con sus clones es emboscado por fragatas estelares clase-Munificente. El oficial clon, sabiendo que debe llevar a la seguridad al pasajero, sugiere que inicien la retirada; pero Yoda le dice que debe terminar su misión cueste lo que cueste. Por eso, ordena lanzar todas las cápsulas de escape hacia la luna y escapa en uno de ellos acompañado del teniente Thire, y los soldados Rys y Jek. Lograron escapar de la emboscada, pero Yoda asegura que están cayendo en otra.

Dooku insiste con su propuesta y le insinúa que su ejército de droides guarda una relación de 100 a 1 contra el ejército de la República, a lo que Katuunko responde que ha escuchado que un solo Jedi equivale a 100 androides. Dooku asegura que las habilidades del Maestro Yoda han sido exageradas y se despide indicando que Ventress permanecerá hasta que obtenga una respuesta definitiva. Ventress le dice a rey Toydariano que el transporte de la República se aleja del planeta y que Yoda se ha ido, aludinedo que es muestra de la debilidad de los Jedi. En ese momento, el teniente Thire se comunica con Katuunko y lo contacta con Yoda. El Maestro Jedi acaba de aterrizar en la luna y le informa que pronto estará en la reunión. Al mismo tiempo, se extraña de la presencia de Ventress y le dice a Katuunko que no esperaba tener a Dooku de invitado; sino que los Separatistas se invitaron solos, asegurando que ofrecían mejor seguridad para su pueblo. Un asunto de debate, ciertamente.

Durante la conversación, Ventress sugiere una proposición con el fin de probar en acción la destreza de Yoda. Sugiere enviar a sus mejores droides en busca del Maestro Jedi. Si sobrevive, Katuunko podrá unirse a la República; caso contrario, su fidelidad será para con los Separatistas. Katuunko se disgusta y le dice que no ha invitado al Maestro Yoda para ponerlo a prueba, pero Yoda interrumpe diciendo que está de acuerdo y que acepta el reto. Con esto, Katuunko demanda que al Maestro Yoda se le de una pelea justa, condición que Ventress acepta de forma hipócrita.

Yoda contacta a Kattunko

Una vez hecho el pacto, Yoda les sugiere a sus escoltas que carguen solo lo necesario para no tener dificultades en el camino que les toca recorrer. Sin embargo, una nave de aterrizaje enemiga sobrevuela sobre sus cabezas, dándoles una idea terrible de lo que van a enfrentar. Sin embargo, Yoda se ve tranquilo y está convencido de su superioridad, a pesar de su mayor número. Pero los clones no entienden del todo a qué se refiere el General.

Ventress desplegó un batallón compuesto por AATs y droides de batalla. Una columna los encontró y comenzó a abrir fuego, pero están fuera del rango. Pronto, se dan cuenta de que los corales impiden que los vehículos blindados avancen por los caminos angostos; por lo que los droides envían dos patrullas. Así, los clones aprovechan para iniciar una emboscada. Yoda hace lo mismo e inmediatamente logran destruirlos.

Posteriormente, durante un feroz ataque de Super Droides de Batalla, Thire es herido y rescatado por uno de sus soldados. Desesperadamente, descansan tras una ligera protección, mientras el Maestro Yoda se encarga del peligro que se acerca. Concentrándose en la Fuerza, Yoda eleva un Super Droide de Batalla y lo gira en dirección a sus compañeros, generando que los ataque y que a su vez estos lo destruyan. Al mismo tiempo, Katuunko sigue presenciando la contienda, confirmando sus expectativas en torno al Maestro Yoda, mientras que Ventress continúa dirigiendo a sus tropas. Katuunko se comunica con Yoda y le pregunta si está teniendo problemas con los droides, Yoda sonríe y le dice que no hay ningún problema, que pronto llegarán al sitio de reunión; lo cual aumenta la frustración de Ventress y sus ansias de prevalecer.

Yoda y su escolta buscan refugio

Liberados de la amenaza, Yoda busca un lugar donde descansar transitoriamente. En el lugar de reposo, los clones hacen un rápido recuento de su equipamiento. Con dos granadas y un cohete contra un batallón, parecen estar inevitablemente perdidos. Yoda los invita a quitarse los cascos para ver sus rostros, a su vez Thire le recuerda que todos ellos son iguales, pero el maestro Jedi responde que ante los ojos de la Fuerza todos son diferentes. Al descubrir sus rostros Yoda empieza a conversarles y a calmarlos:

Rys, siempre concentrado en el enemigo estás. Para encontrar inspiración, busca en ti y en aquellos a tu lado”.
Jek, preocupado por las armas estás. Las armas no ganan batallas. Tu mente, poderosa es, hmm… ser más listo que los droides puedes”.
Thire, no debes apresurarte a entrar en combate. Larga es la guerra, sólo sobreviviéndola prevaleceremos”.

Yoda finalmente les dice que la Fuerza fluye a través de todos los seres vivos y que pueden apoyarse en ella para encontrar confort.

Rato después, el tramo final de la misión se inicia. Desde lo alto de una colina Yoda y los clones ven como la columna de droides circulan en busca de ellos. Yoda decide atacar y les dice que esperen el momento preciso para intervenir. Yoda y se sienta delante de ésta. Inmediatamente, Ventress les ordena dispararle, pero el pequeño Jedi logra evadir a sus agresores y destruir uno a uno tanto tanques como droides. La desesperación de Ventress al ver que Yoda está venciendo a sus droides la lleva a mandar de forma traiconera un grupo gran de droides destructores. Los clones se percatan de su aproximación y deciden tomar la situación en sus manos. Hacinedo uso del lanza-cohetes, destruyen un peñasco que en el acto a los aplasta a todos los Droidekas. Finalizado el combate, Yoda y sus clones se dirigen donde Katuunko.

Yoda detiene a Ventress

Dooku se comunica con Katuunko pero recibe una respuesta negativa: el Rey de Toydaria le dice que Yoda a triunfado abiertamente y que, por el contrario, Ventress había actuado de forma sucia; finalmente agrega que no desea hacer tratos con gente desleal. Decepcionado, Dooku ordena a Ventress eliminar a Katuunko, pero sorpresivamente llega Yoda y, con ayuda de la Fuerza, retiene el ataque de Ventress. Yoda es muy superior en la Fuerza y dispone fácilmente de Ventress, a quien insta a rendirse. Repentinamente, La Jedi Oscura activa un detonador, con el que genera un derrumbe y aprovecha la distracción para escapar. Yoda logra detener las grandes rocas y pone a salvo a todos; tras lo cual confronta la proyección de su antiguo aprendiz, convencido de la cobardía de quienes siguen el Lado Oscuro. Por su parte, Katuunko está contento con su decisión y considera que las negociaciones no son necesarias. Está determinado a unirse a la República.

Emboscada es un capítulo de pura acción provocada por la improvisada sugerencia de Asajj Ventress de poner a prueba al Maestro Yoda. Este enfrentamiento de Yoda contra los droides Separatistas influye en el comportamiento de los clones Thire, Jek y Rys, quienes por mas veteranos de la guerra que sean no cuentan con el dominio y habilidad de un Jedi. Por eso cuando sus compañeros flaquean Yoda asume su condición de Maestro, entonces cada uno de los tres clones son definidos a través de la Fuerza y aconsejados para llevar al límite su potencial ante la situación difícil.

Yoda insta a Ventress a rendirse

Este proceso de rápida enseñanza encierra lo que el título inicial pretende compartirnos: Los grandes líderes inspiran grandeza en los demás. Yoda logra en el proceso demostrar también que los clones escapan de ser meramente una pieza sacrificable de la guerra y logra sembrar en ellos mismos algo que les permita asumir su situación de clon, soldado y persona de cara a la guerra y a su status dentro de la República. En el caso de Thire, Jek y Rys se verá reflejado al final de la historia cuando ayudan a Yoda a superar a los droides destructores.

Otro punto interesante es el pequeño enfrentamiento entre Ventress y Yoda. Se ha visto antes el gran desprecio que guarda Ventress por los Jedi y ese odio se convierte muchas veces en una peligrosa soberbia que juega en su contra. En este caso Ventress no es derrotada por Yoda, sencillamente es humillada y debe asumir el papel de huir del enfrentamiento, algo doloroso para un aprendiz que desea ser algo mas dentro de la Orden Sith a la cual ni siquiera esta segura de pertenecer.

Finalmente, es muy interesante ver algo de la tecnología de Toydaria en los personajes representados por Katuunko y sus protectores. No es tal vez mi caso opinar sobre eso, o profundizarlo, existen personas mas enteradas sobre armamento y tecnología en Star Wars como Rogue Leader, pero se debe resaltar el gran trabajo que se hace para mostrarnos algo de esta raza que anteriormente solo reconocíamos por el usurero Watto de La Amenaza Fantasma.

Yoda, el protagonista del episodio

Como conclusión diría que el capítulo resulta bastante bueno como inicio de esta serie y nos pone al tanto de la situación en que se encuentra la galaxia y quienes son los principales jugadores luego del pacto República – Hutts del filme The Clone Wars. Un consejo final sería que estén al tanto de la serie The Clone Wars Web Comic, que me toca también comentar para la web y que sirve de prólogo para cada capítulo de la serie, así como de Holonet News, cuyas coberturas noticiosas permiten tener una idea de la atmósfera en la galaxia ante la próxima amenaza Separatista.

La Mesa de Greedo

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*